Lactancia materna, guía completa

Esta página es una guía LLENA de tips para amamantar, los beneficios de la leche materna para bebés y de la lactancia para la mamá, todos los datos para una lactancia materna exitosa desde qué usar hasta cómo poner a tu bebé, y al final algunas posibles complicaciones o dificultades y sus soluciones. Si decidiste dar pecho, estás embarazada y aún no decides o ya estás danto teta, sigue leyendo, que esta guía es para ti! 😉 Así como aprendiste a nadar, manejar bicicleta y a leer, dar teta se debe aprender también, ten paciencia que todas podemos.

BENEFICIOS DE LA LACTANCIA MATERNA PARA TU BEBÉ

  • Protege a tu bebé de infecciones de oído, de meningitis, de infecciones respiratorias, problemas estomacales como diarrea y vómitos.
  • Disminuye la probabilidad de muerte súbita hasta en un 20% en bebés entre 28 días y 1 año de edad, aumentando la protección si se da teta por más tiempo.
  • Evita la aparición de alergias como asma, dermatitis atópica, intolerancia a la lactosa, alergia al gluten y enfermedades inflamatorias del intestino.
  • Se ha demostrado que los bebés que reciben lactancia materna tienen menos riesgo de algunos tipos de cáncer como la leucemia infantil.
  • Darle teta a tu bebé tiene beneficios a largo plazo en la prevención de enfermedades crónicas como la obesidad infantil y la diabetes tipo 1 y 2.

BENEFICIOS DE LA LACTANCIA MATERNA PARA LA MADRE

  • Mujeres que amamantan se recuperan mejor del nacimiento de su bebé ya que la hormona oxitocina, que se libera al amamantar, ayuda al útero a regresar a su tamaño normal y disminuye el sangrado vaginal posparto.
  • A largo plazo la lactancia materna reduce el riesgo de enfermedades, ayuda a prevenir el cáncer de ovario y algunos tipos de cáncer de mama, también reduce el riesgo de desarrollar osteoporosis, diabetes tipo 2, artritis reumatoidea y protege al sistema cardiovascular, con menos riesgo de hipertensión arterial y de colesterol elevado.
  • Los primeros seis meses de vida, si das lactancia materna exclusiva, te da protección anticonceptiva natural 🙂 .
  • Te ayuda a regresar a tu peso inicial, ya que el cuerpo gasta 400 a 500 calorías adicionales para producir la leche materna.
  • Es mucho más sencillo dar teta que preparar un biberón, tu bebé va a llorar menos y eso les facilita la vida a ti y a tu familia.
  • Crea un vínculo afectivo único y especial que beneficia a tu bebé y a ti, dando sensación de placer, bienestar, mejorando también la autoestima. Es un acto de amor que da la bienvenida a tu bebé al mundo.

BENEFICIOS DE LA LACTANCIA MATERNA PARA LA FAMILIA Y LA SOCIEDAD

Te sorprende este aparte? Pues sigue leyendo que son increíbles los beneficios de la lactancia materna. Dar teta es incluso ecológico! 😉

  • Dar lactancia materna mejora la economía familiar y de cada nación. Se genera un ahorro diario entre 5 a 16$, dependiendo del tipo de fórmula con el cual se compara y la cantidad diaria recibida. Eso genera un ahorro de 134$ a 491$ mensuales y 1608$ a 5892$ en un año. Qué tal?! Un estudio hecho en el año 2010 en el Reino Unido se calculó en 13 billones de dólares el ahorro anual si se aumenta a 90% la cantidad de mujeres que dan pecho de manera exclusiva por 6 meses, considerando que la lactancia materna disminuye el riesgo de enfermedades infantiles, disminuyendo las consultas médicas, las medicinas y hospitalizaciones cuando los bebés son alimentados con leche materna.
  • Alivia el medio ambiente al no necesitar teteros, menos lavaplatos, agua gastada al lavar los biberones y menos latas de fórmula que van a parar a la basura. Tu leche viene en el envase ideal a la temperatura adecuada.
  • La lactancia materna salva vidas. Se calculó en el Reino Unido que si 90% de las familias diesen lactancia materna exclusiva por 6 meses al menos, se prevendrían 1000 muertes infantiles al año.

Guao, qué te parecen todos estos datos??? A mí me maravilla cada vez más la capacidad que como mamíferas tenemos de cuidar y proteger a nuestras crías con ese maravilloso recurso renovable que tenemos: oro líquido, la leche materna!

Si quieres dar teta, te recomiendo dos cosas: 1) PREPARA TU PEZÓN y 2) LEE MUCHO SOBRE LACTANCIA MATERNA, ASISTE A CLASES, CONSULTORIA DE LACTANCIA, CÍRCULOS O LIGAS DE LA LECHE. Prepárate para aprovechar los enormes beneficios de amamantar.

Aunque todas las mujeres tenemos la capacidad física para dar teta y estamos preparadas y dotadas por la naturaleza para hacerlo, al comienzo no es fácil y algunas mujeres desisten por desesperarse ante el llanto de su bebé, pensar que queda con hambre, lastimarse mucho, sentir que no pueden o frustrarse.

Como todo en la vida, dar teta también necesita un aprendizaje.

QUÉ NECESITO PARA DAR LACTANCIA MATERNA?

  • Dos o tres sostenes especiales para amamantar. Espera tener al menos 36 semanas antes de escoger la talla.
  • Un paquete de protectores lavables o desechables, dependiendo de tus gustos. Muchas mamás gotean, y estos protectores absorben la leche.
  • Algunos tops o blusas suelticas que te permitan liberar el pecho para amamantar fácilmente.

LA LACTANCIA MATERNA DUELE?

Todas hemos escuchado historias de mujeres a las cuales les duele o les dolió. Los primeros días, mientras tu bebé y tú se están conociendo, adaptándose y aprendiendo, la lactancia materna puede doler un poco.

El dolor se disminuye preparando tus pezones durante el embarazo, logrando un buen agarre (más abajo te explico cómo lograrlo) y logrando una posición cómoda para ti y tu bebé. También te explico las posiciones para amamantar en esta guía.

Si hay dolor es señal de que algo no está bien o algo se puede mejorar, no dudes en pedir ayuda a una liga de lactancia, consultora en lactancia, doula o partera.

COMO SÉ CUANDO MI BEBÉ QUIERE TOMAR TETA?

Poco a poco vas a conocer a tu bebé, vas a aprender a reconocer las señales que te dé. Confía en tu instinto, que es sabiduría ancestral. Tu bebé antes de llorar va a dar algunas señales como chuparse los dedos o los puñitos, chuparse los labios, mover la cabeza en un círculo y o abrir la boca muy grande como buscando la teta.

Bebé dando señales de hambre, se chupa sus manitos

Bebé dando señales de hambre, se chupa sus manitos

Si estás atenta vas a reconocer señales así antes que tu bebé llore. Llorar es estresante para tu bebé y para ti. Es más fácil dar lactancia materna a un bebé relajado.

COMO SÉ SÍ MI BEBE ESTA COMIENDO SUFICIENTE?

Las mamás suelen preocuparse sobre si su producción de leche es suficiente o no. Casi todas las mujeres tienen el potencial de producir suficiente leche pasa su bebé o incluso bebés si tiene más de uno. La clave para producir suficiente leche es poner tu bebé a mamar tantas veces como quiera y lograr una buena posición y un buen agarre.

Si dar teta es confortable y tu bebé se muestra generalmente satisfecho luego de la toma, significa que su alimentación es adecuada y que tiene suficiente leche. Otras maneras son ver que esté haciendo pipí y pupú de manera adecuada, que se muestre alerta y atento cuando esté despierto, y que esté ganando peso de manera adecuada.

Cabe acotar que la primera semana de vida o incluso un poco más, la mayoría de los bebés pierden peso. Todos los bebés nacen con exceso de agua y reservas de grasa que les permite sobrevivir con poco alimento los primeros días mientras su mami descansa del trabajo realizado durante el nacimiento de su bebé, mientras se adaptan uno al otro y mientras que “baja” la leche materna. Suelen dormir más durante esta primera semana y no debe preocuparte.

CON LACTANCIA MATERNA, CUÁNTO TIEMPO DURA CADA TOMA?

Cada bebé es distinto, por lo cual eso es muy variable, e inclusive tu bebé a veces va a querer una meriendita y a veces una buena comida. Mientras más tiempo dura la toma tu leche va a ir cambiando su composición, inicialmente es mucho más líquida y es rica en azúcares y a medida que va pasando el tiempo se vuelve más cremosa y amarillenta rica en grasas que satisfacen más a tu bebé dejándolo llenito por más tiempo.

Dejar a tu bebé que vacíe tu pecho antes de pasar al otro es la mejor manera de que se mantenga lleno por más tiempo y que gane peso y crezca bien. Lo mejor es dejarte guiar por la conducta de tu bebé. Normalmente cuando ya está satisfecho se retira del pecho.

LACTANCIA MATERNA Y SITIOS PÚBLICOS, PREOCUPADA?

Mujeres dando pecho en Londres, en una campaña de apoyo a la lactancia materna

Mujeres dando pecho en Londres, en una campaña de apoyo a la lactancia materna

La mayoría de las mujeres se sienten incómodas de dar pecho enfrente de otra gente o en espacios públicos. A nivel mundial existen campañas actuales tratando de concientizar a la gente a no escandalizarse al ver un bebé o un niño tomando teta en espacios públicos, con la intención de reforzar la lactancia materna.

Cuando un bebé está hambriento y llorando va a dar mucho más trabajo y también te va a generar estrés tratar de calmarlo. A veces es mejor darle de comer en público cuando muestre señales de hambre que luego cuando ya tu bebé esté desesperado.

Al comienzo durante las primeras semanas la mayoría de las mamás prefieren amamantar en privado mientras ganan confianza. Puedes practicar con amigos o en un grupo de lactancia, eso dependerá de ti. Algunas posiciones facilitan la lactancia en algunas situaciones. También puedes usar una bufanda o pañuelo o incluso algún top especial de lactancia que te haga sentir cómoda.

LA CLAVE EN LACTANCIA MATERNA: CÓMO ES UN BUEN AGARRE?

TIPS BÁSICOS DE BUEN AGARRE

TIPS BÁSICOS DE BUEN AGARRE

Un buen agarre es súper importante pues le va a permitir a tu bebé alimentarse de manera eficiente y sin dolor ni grietas. Algunos bebés logran el agarre de manera espontánea, otros necesitan un poquito de ayuda.

La mejor posición para que tu bebé busque instintivamente el pecho es acostada boca arriba con tu bebé sobre tu barriga, si ambos están desnudos se le facilita aún más por el contacto piel con piel.

Cuando el bebé empieza a succionar algunas mamás sienten como un cosquilleo en los pechos de “bajada de la leche” y también puedes sentir contracciones, que pueden doler, pero son útiles para ayudar a tu útero a volver a su tamaño original del tamaño de una pera luego que era del tamaño de un melón al salir tu bebé. Eso será solamente las primeras dos semanas, luego mejora.

Para ayudar a tu bebé a que consiga tu mama, rózale los labios con tu pezón, bebe abriendo bocaeso hará un reflejo en tu bebé de abrir muy muy grande su boca y echar su cabecita un poco hacia atrás, en ese momento acerca a tu bebé y mete en su boca no sólo tu pezón sino todo lo que puedas de tu areola. Es importante que tu bebé abra grande su boca para agarrar pezón y todo lo que quepa de areola dentro de su boquita. Su labio de abajo, queda evertido, mira la imagen de ejemplo con los tips de un buen agarre.

A veces hacen falta varios intentos para lograr un buen agarre.  Si necesitas separar a tu bebé, pon tu meñique entre su boquita y tu pecho para separarlo y volver a tratar. Tu pezón debe estar en el fondo de la boquita de tu bebé para que quede en buena posición. Si no tienes pezón o lo tienes invertido, no importa, toca bien tu areola hasta sentir un cordón más durito en la areola, eso debe quedar en el fondo de la boca de tu bebé. Lo importante es que se apoyen sus encías sobre tu areola para evitar al máximo que el pezón se doble o aplaste, se agriete o se rompa.

La cabeza de tu bebé debe estar de frente al pecho, eso te lo explico más adelante en la posición al dar pecho para que no tenga que voltear su cabecita.

Signos de que pudiera agarrarse mejor (En caso de que consigas alguno de estos busca ayuda, pregunta, acude a consultoría de lactancia): te duela o siga doliendo cuando tu bebé termine de amamantar; las mejillas de tu bebé están hundidas, deben abombarse y ver las mandíbulas de tu bebé moviéndose; sus labios parece que estuviese chupando un pitillo, carrizo o pajilla, debe tener la boca bien abierta con el labio inferior evertido; o escuchas sonidos como clicks o chupando labios, debes escuchar sonidos de tu bebé tragando leche; se ve su barbilla apoyada contra tu pecho, en vez de su nariz.

POSICIONES PARA DAR LACTANCIA MATERNA

Ayuda mucho que pongas a tu bebé muy cerquita tuyo, su cuerpo completo hacia ti, su espalda y cabeza en una misma línea, de tal manera que quede en una posición cómoda sin tener que rotar su cabeza.

Antes de colocar a tu bebé al pecho, coloca cerca una bebida o algo para merendar, almohadas, pañal de tela o algo que puedas necesitar.

 

UK teta acostada boca arribaAcostada boca arriba, relajada

Es importante que te sientas cómoda en esa posición incluso por un buen tiempo, como acurrucada con tu bebé. Tu bebé está apoyado todo su cuerpecito sobre ti, con su carita hacia tu pecho. Esta posición según los estudios, es la que más activa los instintos de tu bebé, ayudándole a tomar teta y facilitar la lactancia materna.

Sentada en una sillaUK sentada clásica

Es la posición clásica! Lógrala sin tensión y sin alzar el peso de tu bebé aunque sea chiquito, para que no termines con dolor de espalda. Trata de relajarte. Pon a tu bebé sobre una almohada para nivelarle con tu pecho, con su naricita dirigida hacia tu pezón. La barriga de tu bebé pegada con tu barriga. Asegurándote que la cabeza y espalda hagan una línea para que tu bebé no necesite rotar su cabeza.

También puedes sostener su cabecita con tu mano y muñeca del otro lado, a veces al comienzo es más fácil así pues cuando tu bebé abre su boca grande grande, tú con tu mano lo diriges a que agarre una buena tajada de teta! 😉

 

UK pelota de rugbyDebajo del brazo o como “pelota de rugby”

Ayúdate con una almohada para estar confortable. UK morochosMira la imagen, la idea es que los pies están apuntando hacia tu espalda y su cabecita dirigida hacia tu pecho. Ayúdate dirigiendo su nariz hacia tu pezón para lograr un buen agarre. Esta posición se utiliza mucho con gemelos, para que cada uno tenga su propio espacio.

UK teta acostada

Acostada de lado

Te acuestas de manera cómoda sobre tu costado, ayúdate con almohadas o toallas dobladas, tu bebé acurrucado con su cuerpo pegado al tuyo. Esta posición puede ayudarte en la noche o cuando debes permanecer en cama.

 

Trucos para una buena posición al dar lactancia materna:

  • Acurruca a tu bebé hacia ti, no te pongas tú hacia tu bebé, que si te doblas te va a doler luego la espalda.
  • Relaja los hombros, el peso de tu bebé que descanse sobre la almohada con tus manos y brazos guiando más no levantando.
  • Revisa que estén alineados cabeza y espalda de tu bebé, que no esté rotado.
  • Su nariz hacia tu pezón le facilitará el agarre.UK teta sentado
  • Acomódate con una almohada de amamantar o almohadones para estar cómodos tú y tu bebé.
  • Puedes cambiar la posición y utilizar varias, o quedarte con la que más te guste, prueba!

 

CÓMO Y POR QUÉ EXTRAER LECHE U ORDEÑARSE?

Extraer la leche con una bomba manual o mecánica o como la vieja escuela, con masajes para extraer la leche puede ayudar en algunas situaciones. La leche materna extraída puedes darla a tu bebé desde una copita o un biberón. Aquí un video de un bebé alimentado con una copa, técnica que se recomienda para no acostumbrar a los bebés a una tetina o mamila, hecho que pudiera dificultarles agarrar el pecho materno luego.

Puedes hacer un banco de leche también, el cual te va a ayudar si en algún momento debes alejarte de tu bebé o alguien más necesita darle de comer. La leche materna se mantiene 24 horas en la nevera y un mes en el congelador. Extrae la leche y guárdala en algún recipiente o frasco de vidrio como un pote de compota, por ejemplo, o una bolsita especial libre de BPA (BPA free). Ponle con marcador o etiqueta la fecha y hora de extracción.

POR CUÁNTO TIEMPO DOY LACTANCIA MATERNA?

Esta es una decisión muy personal, cada binomio mamá-bebé es distinto, incluso podrás notarlo cuando son más hijos, que cada uno es distinto. La Organización Mundial de la Salud, por todos los beneficios que ofrece, recomienda lactancia materna exclusiva los primeros 6 meses del bebé. Luego recomienda mantener la leche materna junto con alimentos sólidos incluso por dos años y tanto tiempo como tú y tu bebé quieran.

QUÉ ES LACTANCIA MATERNA EN TANDEM?

Una mamá que está amamantando puede seguir dando teta si se embaraza de nuevo y luego puede alimentar a los dos hijos al mismo tiempo sin absolutamente ningún problema para el bebé en formación durante el embarazo o para el recién nacido una vez que nace el nuevo bebé. No existe ninguna limitante médica que justifique el destete, aunque esa es una decisión muy personal e individual de cada familia y cada madre.

Hermosa foto de Ivette Ivens, http://www.ivetteivens.com/breastfeedinggoddesses

Hermosa foto de Ivette Ivens, www.ivetteivens.com/breastfeedinggoddesses

Si decides dar lactancia en tándem, ten en cuenta que puede bajar un poco la producción durante el tercer a cuarto mes de embarazo, lo cual puede hacer que tu hijo mayor quiera dejar la teta o esté un poco irritable o de mal humor. Si tu hijo mayor sigue tomando teta, la producción va a volver de nuevo a la normalidad.

Ten en cuenta tomar más agua y tener una buena ingesta de calcio. A las mamás que deciden dar lactancia en tándem les recomiendo tomar algún suplemento de calcio y comer sano. Esta decisión y dejar que tu hijo mayor tome teta puede ayudar a que no se sienta desplazado cuando el bebé nuevo llegue a la familia, algunos deciden destetarse ellos solitos. Si decides destetar tú, trata de buscar información para hacerlo con el mismo amor que empezaste a dar teta.

QUÉ DEBO Y QUÉ NO DEBO COMER SI ESTOY DANDO LACTANCIA MATERNA?

Esto sinceramente es un tema. A muchas de mis pacientes recién dadas a luz les entregaban una lista larguísima de qué podían y qué no podían comer, obligando a reducir las posibilidades. Eso es pasado, la buena noticia: la leche materna va a ser perfecta para tu bebé porque el cuerpo es sabio simplemente teniendo una dieta sana y balanceada.

Muchas veces escucho que el bebé tenía cólicos por algo que comió la mamá, es un mito urbano muy extendido. La recomendación mundial actual es comer sano y listo.

Algunos trucos para alimentarte sanamente mientras des lactancia materna:

  • Incluye 2 a 3 porciones diarias de proteínas (ejemplos: carne, pollo, pescado, granos, chia, huevo, nueces y semillas)
  • Si eres vegetariana, asegúrate de comer otras fuentes de hierro y zinc, tales como granos y frijoles, frutas secas, nueces, semillas y productos lácteos. Si evitas todos los productos de origen animal es mejor tomar un suplemento de vitamina B12 mientras estás amamantando para evitar la deficiencia en tu bebé.
  • Come vegetales y frutas, dos a tres porciones diarias.
  • Toma agua cada vez que sientas sed, escucha tu cuerpo.
  • Puedes tomar una o dos tazas de café o té negro, o cualquier otra bebida que contenga cafeína, si tu bebé es irritable y duerme poco, quizá prefieras evitar la cafeína y beber descafeinado.
  • Si vas a tomar alcohol (una cerveza, una copa de vino -170cc-, 45 cc de un licor fuerte), espera al menos 2-3 horas para dar teta. El alcohol no se queda en sangre, y si estás sobria no pasa a tu bebé. Si sientes los efectos del alcohol y los pechos llenos, extrae y bota esa leche y alimenta a tu bebé con lechita del práctico banco de leche o saca la leche antes de empezar a tomar.
  • Los alimentos picantes y productores de gas (ejemplo: champiñones, repollo, coliflor, colecitas de bruselas y granos) son normalmente bien tolerados por la mayoría de los bebés.
  • Si tu bebé tiene muchos gases, cólicos o diarrea, trata de evitar el alimento que creas que lo ocasionó durante una semana y ve si los síntomas desaparecen. Algunos bebés no toleran mucho la proteína de la leche de vaca, quizá te toca evitar los lácteos. A continuación, prueba un poquito de esa comida de nuevo para ver si lo tolera. Evita los excesos, come balanceado.

Cualquier duda o pregunta recuerda que cada bebé es único y especial, pregunta a un nutricionista, pediatra o especialista en alergias según el caso 🙂

PROBLEMAS Y SUS SOLUCIONES.

1. Dolor al dar lactancia materna

Es normal que sientas tus pezones sensibles cuando empieces a amamantar, sobre todo si eres primeriza. Pero si tu bebé se agarró ya y el dolor dura más de un minuto, chequea la posición y el agarre. Separa a tu bebé con tu meñique, y trata de nuevo revisando.

Debe quedar más areola por arriba que por debajo, para eso espera que tu bebé abra muy grande su boquita y mete tu pecho en su boca, todo lo que puedas. Su labio se evierte y ves movimientos de mandíbula. Si aún así sigue doliendo puedes tener los pezones resecos, sigue leyendo para la solución.

2. Pezones secos o agrietados

Los pezones se resecan y agrietan por piel seca, extracción de leche no apropiada o la causa más frecuente: mal agarre. Revisa los puntos de agarre más arriba. A veces incluso puede haber un poquito de sangre al comienzo, mientras tu bebé y tú se adaptan, que tu bebé trague un poco de sangre no le hará daño.

Si estás embarazada, lee el blog para prepararte los pezones para evitar o minimizar estos inconvenientes. Sin embargo lo más importante es una buena posición y un buen agarre, revisa estos puntos en los apartes anteriores y trata de cambiar la posición para que las encías de tu bebé se apoyen cada vez sobre otro trozo de piel.

Trata de alimentar a tu bebé más seguido, eso hará que salga más leche al haber mayor estímulo, y también que tu bebé al estar menos hambriento, trate tu pecho con más delicadeza.

Para tratar tus pezones, usa una crema especial para pezones, aceite de oliva o al final de la amamantada, coloca un poquito de tu calostro o leche encima de pezón y areola. No necesitas quitar la crema o el aceite antes de dar teta de nuevo, y por favor no uses jabón en tus mamas, te seca la piel (ni jabón, ni perfume, ni alcohol o cremas no apropiadas).

Si a pesar de todo esto no mejora, consulta a un especialista en lactancia, ve a grupos de apoyo y en última instancia, usa protectores de pezón de silicón. Algunas sociedades no aprueban su uso, pero he visto muchas madres beneficiadas por ellos. Sigue tu instinto :-).

3. Ductos mamarios tapados.

Los ductos mamarios se tapan cuando la leche no está drenando de manera apropiada. Puedes ver un nudito o bolita en tu pecho, incluso un poco de dolor al tocar o enrojecimiento de la piel. Si empiezas a tener fiebre y malestar general, puede tratarse de una infección y necesitas consultar a tu médico para tratamiento.

Para prevenir y solucionar trata de seguir algunos consejos. El sostén muy apretado puede tapar, también algunas mamás dejan su dedo apoyado en alguna parte de la teta durante toda la amamantada, trata de evitar esto para no tapar los ductos.

Mientras más seguido des teta, menos leche se acumula y más leche te va a salir pues el principal estímulo es la succión. El estrés seca la leche, y bueno, para una mami con un recién nacido suele haber mucho estrés, trata de descansar suficiente cada vez que tu bebé duerma, de compartir el trabajo con tu pareja o algún familiar o amigo.

Toma mucha agua, trata de tener a la mano un buen termo mientras das teta. Ayudan también pañitos calientes aplicados sobre el nudito o área inflamada, puedes alternar con paños fríos, y ayudan los masajes para drenar la leche. Te dejo un link a un buen video para explicarte como extraer la leche y masajear para aliviarte y mejorarte más rápido.

4. Pechos congestionados con mucha leche dentro

Cuando los pechos están muy abultados y congestionados, puede costarle a tu bebé un poco el agarre al estar duro el pecho.

Existen muchas soluciones, lo primero, dar teta más seguido para evitar que se congestione la leche, segundo, bombea o extrae manualmente un poco de leche ordeñandote (video explicativo), eso hará que tu mama vuelva a estar suave y la leche empiece a fluir libremente, facilitando a tu bebé el agarre.

Una solución menos convencional que he visto aplicar a algunas mamás, es pedirle a su pareja que chupe un poco de leche para descongestionar, también funciona 😉

5. Mastitis, complicación durante lactancia materna

Cuando se juntan pezones agrietados con pechos congestionados y ductos tapados puede infectarse la mama con bacterias causando mastitis. patologa-benigna-de-mama-30-638Cursa con dolor mamario, con calor, rojito y algún bulto junto con fiebre y síntomas como malestar general y/o dolor de cabeza.

Debes visitar a tu médico para que te indique algún antibiótico que te permita seguir dando teta, compresas de agua caliente alternas con agua fría y lo más más importante es seguir drenando la leche dando pecho más seguido. Puedes utilizar un extractor manual o mecánico de leche y por supuesto seguir dándole teta a tu bebé para mejorar más rápido. Revisa además otras soluciones más arriba que te puedan ayudar con algún otro problema asociado.

6. Candidiasis o moniliasis

Es una infección por hongos en la boca de tu bebé y también en tu pecho. Causa enrojecimiento, sensación de ardor y a veces manchas rojas. En la boca de tu bebé puedes ver a veces incluso como manchas blancas en lengua y carrillos.

Pide a tu médico algún tratamiento para la boca de tu bebé y tus pechos, deben ser tratados al mismo tiempo que sino se lo pegan uno al otro retardando la mejoría.

Te pueden ayudar compresas con manzanilla fresca, no usar jabón, mantener esta área seca y aireada con ropa cómoda o incluso existen unas copas duras para poner entre tu pezón y el sostén. Tomar algún suplemento de zinc que no necesita receta también aumenta tus defensas inmunes contra los hongos.

7. Poca producción de leche materna

La lactancia materna es un proceso que se da de acuerdo a la demanda. Mientras más succión, mayor producción. Si no se da teta seguido el cuerpo envía la señal de ir secando la leche. La mejor manera de saber si tu bebé está comiendo suficiente es porque gana peso de manera adecuada.

Si necesitas aumentar la producción de leche, la manera más fácil es aumentar la succión. Al vaciar tus pechos completos la señal es de producir más y más cada vez. Pon a tu bebé frecuentemente a que vacíe todo el pecho antes de pasar a la otra teta. Usa un extractor manual o mecánico y menos convencional, pide a tu esposo si él está de acuerdo, que ayude a tu bebé a chupar.

Avena, fororo, papillas y otros alimentos, ninguno ha demostrado aumentar la producción de leche. La receta ideal es más succión, mucha agua (si te deshidratas tu cuerpo manda el agua a las zonas más delicadas dejando fuera a tus mamas) y además mucha tranquilidad, trata de estar relajada en la medida de lo posible. Busca ayuda y no desesperes.

Existen un par de medicamentos que pueden ayudar a aumentar la producción de leche. Por un par de días puedes tomar cada ocho horas irtopan o primperan 10 mg (medicamento contra los vómitos) ó domperidona 10 mg (medicamento para mejorar la digestión), ambos aumentan la producción de prolactina y aumentan la producción de leche. No le harán daño a tu bebé pues son seguros durante la lactancia, pero la idea es tomar mano de alguno de ellos cuando ya trataste todo lo demás y por dos o tres días, luego si seguiste todos los pasos debes tener buena producción.

La mayor causa de abandono de lactancia materna es la frustración y desesperación, recuerda que tú puedes dar teta, pero como todo en la vida, tanto tu como tu bebé deben adaptarse y aprender, ya pronto te va a salir mejor!

8. Tu bebé se duerme mientras le amamantas

Los primeros dos meses el bebé suele estar dormido mucho tiempo, durante la lactancia materna se relaja y puede dormirse frecuentemente. Además para un bebé tomar teta es un esfuerzo y un ejercicio intenso!

Una buena solución es estimular a tu bebé, cambiar a tu bebé antes de darle teta para avisparlo y despertarlo. Otra opción es dejarlo en pañal si la temperatura lo permite, puedes estimularle hablándole, acariciando su espalda o su oreja, tocándole los pies, en fin, trata de ver que funciona con tu bebé. Puedes también soltarle del pecho y hablarle y luego seguirle dando teta. Tu bebé recién nacido  va a dormir mucho y la primera semana de vida va a perder peso, eso es normal al comienzo.

9. Dolor con la bajada de la leche

Es normal que cuando se empieza la mamada, la maquinaria de producción y drenaje de la leche materna se pone en marcha, puedes sentir dolor tipo corrientazos, puntadas o sino un malestar en los pechos.

Trata de respirar profundo unas 10 veces, puedes ayudarte escuchando alguna música relajante o usando algún olor agradable. Ese dolor de bajada de la leche dura máximo un par de minutos y luego cede.

Si el dolor no cede y es muy intenso o persiste incluso cuando tu bebé dejó de tomar teta, hay que descartar algún otro problema como mal agarre o posición, pezones con grietas, alguna infección por hongos (candidiasis o moniliasis) o bacterias, congestión mamaria o mastitis. Consulta a tu médico, matrona, consultora en lactancia, pide ayuda. Lee más arriba, seguro encuentras algún consejo útil.

ALGUNAS PRÁCTICAS QUE FACILITAN LA LACTANCIA MATERNA

Dar lactancia materna la primera hora de vida de tu bebé

La estrategia más importante para establecer la lactancia materna es alimentar a tu bebé la primera hora de vida, es un derecho tuyo dar teta a tu bebé apenas nace y está con todos sus sentidos alerta. Ese primer contacto piel con piel breastcrawly tomar teta apenas nacer mejorará el establecimiento de la lactancia materna y dará fuerza al vínculo afectivo mamá-bebé (papá también si lo hay, abrazando a mamá y bebé en este momento).

Los niveles de hormonas en sangre facilitarán la bajada del calostro si se da teta apenas el bebé nace.

Como un super plus, sabías que amamantar a los bebés durante la primera hora de nacimiento puede prevenir el 22% de las muertes neonatales? Es por eso que dar teta en la primera hora de vida es apoyado por organizaciones como la Organización Mundial de la Salud, UNICEF y las guías de atención de casi todos los países.

El porteo ayuda en la lactancia maternaBreast Feeding Mothers Protest Outside Primark Store In Madrid

El porteo consiste en cargar a tu bebé en brazos. Tiene muchos beneficios y facilita la lactancia al lograr bebés más tranquilos, felices y calmados, ayudar a los padres a conocer a su pequeño y reconocer cuando tiene hambre antes que empiece a llorar y además el contacto piel con piel con mamá aumenta la producción de leche.

Colecho como práctica que facilita la lactancia materna

El colecho es dormir con tu bebé, esto les facilitará la lactancia materna a mamá y bebé. Para hacerlo de manera segura voy a sacar un blog próximamente. Mientras revisa este link con algunos tips espectaculares.

Papá siempre va a poder ayudar a cambiar pañales, sacar gases o atender a mamá para que la familia esté más tranquila y relajada, condición muy importante para facilitar la lactancia materna. La adrenalina y el cortisol, hormonas liberadas en situaciones estresantes, secan los pechos y bajan la producción de leche. Si papá no está siempre es buena idea conseguir ayuda sobre todo las primeras semanas mientras mamá y bebé aprenden los trucos de la lactancia materna.

Espero que esta guía sea de ayuda, dar lactancia materna se aprende igual que aprendiste a leer, poco a poco lo irán haciendo mejor tú y tu bebé a medida que aprenden y se adaptan, ten paciencia y no desesperes!

Todas las mujeres somos capaces de amamantar. Suerte y todo lo mejor!